viernes, 13 de febrero de 2009

Druzos del Medio Oriente (Primera Parte)



Los Drusos en el Medio Oriente.

(Primera Parte)




La fe Unitaria Druza o Fe del Tawhid (Muwajedun) en su forma actual surgió a principios del siglo XI D.C., su centro principal fue en El Cairo (Egipto); esta fe se desarrolló con ímpetu en el Monte Líbano (Shouf, El Maten, Garb, Aley), a lo largo del Monte Anti Líbano (específicamente en el centro y sur de esta cordillera), en el norte y suroeste de Siria (Yabal El Duruz), dentro y alrededor de Damasco y la vecina Yaramana y en Los Altos del Golán, al norte de Jordania y al norte de Palestina o Israel. Irónicamente Nashtaquin ad-Darazi cuyo nombre se transformó en un apodo a los seguidores de este movimiento, no fue un líder de la fe, sino un hereje.







Localización geográfica de la población Druza



Desde el siglo XVI algunos drusos, específicamente del Líbano y el norte de Siria (Halab), han estado emigrando al monte Hawran en el sur de Siria. Hoy en día existe una gen comunidad druza en esta área la cual es actualmente conocida como Jabal ad-Duruz (La Montaña de los Druzos), continuando esta migración algunos druzos de esta región del Jabal de Siria se marcharon más al sur, para radicarse en la frontera sirio-jordana y en Jordania misma.

Hoy día se habla que entre Líbano, Siria, Palestina o Israel y Jordania existen cerca de un millón de drusos, fácilmente comprobable según las estadísticas poblacionales emitidas por cada una de esas naciones. Esto no incluye el número de drusos que han emigrado, y los hijos de estos, que hoy residen en los cinco continentes, pero que hacen presencia viva, sobre todo en Estados Unidos, Venezuela, México, Argentina y Brasil, en menor grado España, Canadá, Australia, Colombia, Chile, Libia, Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Alemania, Ecuador y varios otros países más. El número de drusos que residen en esos países y continentes, lamentablemente se desconoce, pero se puede asegurar que no es nada, pero nada despreciable.

En Occidente, sobre todo en Estados Unidos, Canadá, Brasil, México, Argentina, Venezuela y Australia, los druzos han creado asociaciones activas para estrechar los lazos entre los bruzos y otros de origen árabe que viven en esos países. Muchos druzos han alcanzado importantes posiciones en los sectores políticos, sociales, económicos y culturales en los países donde se han radicado.

En el Medio Oriente, los druzos, aunque son minoría, han ocupado cargos de gran relevancia, tanto en el ramo profesional, como en lo social, político y cultural, pero sobre todo han ocupado un importante lugar y a veces un papel de liderazgo en la vida política y social del área donde radican, en especial Líbano, Siria e Israel, donde juegan un papel importante en los asuntos políticos, religiosos y sociales de esos países.

En esta oportunidad sólo tocaremos el tema de los drusos del Medio Oriente y específicamente del Líbano, Siria, Israel y Jordania, en orden de importancia según el número de personas druzas que hay en cada país, de esta forma sería Líbano de primero ya que cuenta con 400.000 druzos en una población de 4.2 millones de habitantes (2008), Siria le sigue, ya que se acerca a los 500.000 druzos pero su población es mayor, unos 19 millones (2005) y después le sigue Israel y Jordania.

Los Druzos en los países del Medio Oriente.

La población druza en los países del Medio Oriente no es específicas, ya que en algunos países no mencionan a los grupos religiosos por cuestiones estratégicas, tal es el caso de Siria y Jordania, otros países aportan datos como Líbano e Israel, incluso hay druzos viviendo en otros países del Medio Oriente y Norte de África, que corresponde al Mundo Árabe, entre ellas importantes comunidades viven en Egipto, Libia, Kuwait, Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudita, pero que dichos gobiernos no mencionan sus datos.

El censo poblacional en los principales países donde hay cruzo son:

Líbano 400.000 personas (7 al 10%)
Siria 500.000 (3%)
Israel 80.000
Jordania 25.000
___________________
Sub total: 1.005.000 de personas


Esta incluido los druzos en los territorios anexados por Israel a Siria, Palestina y Líbano.

A este grupo de personas se le suman los que viven en otras latitudes, que según las cuentas más conservadoras puede rebasar los 2 millones de personas, sin exageración alguna, sólo saquen cuentas de la cantidad de árabes que viven en Venezuela, sólo sirios y libaneses, y los bruzos superan a las otras religiones (maronitas, ortodoxos, sunnitas y chiítas), ni hablar de Brasil viven más de 9 millones de libaneses entre emigrantes y nacidos en ese país, y una gran tajada son drusos.

En Líbano:


Líbano es un pequeño país del Medio Oriente a orillas del Mar Mediterráneo al oeste, rodeada de Siria por el norte y al este e Israel al sur, con una población estimada en 4.2 millones de habitantes (2008), que conviven en un territorio de 10.452 kilómetros cuadrados, para una densidad de 358 habitantes por Km2.

La población originaria del Líbano es la más numerosa del país. El Líbano ha sido tierra de acogida de minorías perseguidas como los armenios (4%) y los palestinos (9,5%), asentados estos últimos en campos de refugiados.

En el Líbano existen 18 comunidades religiosas, en donde la religión mayoritaria es la musulmana (entre 60-65% según las estadísticas) conformado por shiítas, sunnitas, druzos, ismaelitas, alawitas o nusayri), luego le sigue la cristiana que son un 30% (incluyendo maronitas, ortodoxos, armenios, católicos, protestantes), y un porcentaje insignificante de judíos.

De estas comunidades, la mayoría la conforman los chiítas (32%), luego los sunnitas (21%), los maronitas (24%) que son católicos de rito oriental, les sigue los druzos (7–10%) que muchos creen es una comunidad musulmana pero lo que si es cierto que es una muy activa e influyente comunidad, más atrás vienen los Ortodoxos (6,5%), los Armenios y los otros grupos religiosos minoritarios.

Actualmente, existe una mayoría de libaneses que están viviendo fuera de su país, se estima que estos son entre diez y quince millones de libaneses repartidos por el mundo, en pocas palabras, los libaneses de ultramar superan a los que viven dentro del país.

El Líbano es un territorio que ha sido habitado por muchos pueblos y culturas durante miles de años. Los libaneses provienen étnicamente de muchos pueblos (fenicio, asirio, griego, romano, europeo y árabe). Hoy en día éste es un tema que despierta mucha controversia, ya que, aunque la mayoría de los libaneses musulmanes se consideran árabes, los libaneses cristianos tienden a no considerarse árabes, sino a ligar su ascendencia con la influencia fenicia, aramea, griega, asiria, etc., aunque ciertamente todos los libaneses se parecen entre sí, incluso hay familias cristianas que eran musulmanes, hay musulmanes que eran cristianas, musulmanes que eran druzas o cristianas que eran druzas, o sea que no se puede dar por cierto lo que dicen los cristianos, sino un ejemplo de ello, la familia o el clan de los Chehab (antiguos príncipes) eran sunnitas que se convirtieron a druzos, luego en la época actual son maronitas y algunos de ellos son musulmanes, los drusos Abou El Lamah, de El Maten son hoy maronitas, los El Masri de El Maten, Beirut, Aley, son drusos pero de ellos hay chiítas en Baalbeck, maronitas en Trípoli, ortodoxos en Zahle y son la misma familia, los Yunis eran drusos y hoy son maronitas, los Chedraoui eran Chiítas y ahora son maronitas, los Fakhreddine son hoy drusos y maronitas siendo y una sola familia, y así muchas otras familias y clanes.

Lo que si está claro es que la composición étnica en el Líbano es que la gran mayoría son descendientes de árabes (95%), armenios (1%), kurdos, judíos y otros (3%).

La comunidad Druza del Líbano.

Los druzos son actualmente en este país más de 400.000 personas (7 al 10% de la población del país), otras fuentes dicen que son mucho más instalados sobre todo en la cordillera del Monte Líbano, primordialmente en los distritos de El Maten, Baabda, Aley y el Shouf, pero también hay druzos en Beirut, en el centro sur de la Bekaa, así como en el sureste del país en las provincias de Rashaiyah y Hasbaiyah, que colindan con la Montañas del Anti Líbano y las fronteras geográficas con los Altos del Golán e Israel.

En el Monte Líbano, la provincia de El Maten esta dividida por el río Salima – Beirut, en una región norteña conocida como Maten Norte (Eshmel) que conforma al distrito de El Maten donde se ubican varias aldeas y pueblos en una región de mayoría cristiana, y Maten el Aala (Los Altos de El Maten), ubicado al sur de esa frontera natural, que conforma al distrito de Baabda, en su mayoría conformada por pueblos druzos, entre pueblos cristianos y algunos sunnitas. Ambos distritos, al igual que el distrito de Aley y el de Shouf forman parte del estado o Mohafazat de Monte Líbano.

Al norte, en el distrito de El Maten están los pueblos drusos de Zarhoun, Mtain, Antoura y otras pequeñas localidades, además hay drusos en las ciudades cristianas de Beit Mery y Brommana.

En el distrito de Baabda una región mixta druzo cristiana y musulmana, hay muchos pueblos y localidades druzas, entre las que se pueden mencionar Salima, Zebdine, Arsoun, Ras El Maten, Qarneyil, Felouga, Jaluet, Btekhnay, Baalchmay, kfarchima, Chebanie, Chouit, Qabayh, entre otros.

En el distrito de Aley, es una gran región druza con algunas ciudades cristianas dispersas y aisladas localidades musulmanas, que colinda con otras region más druza aun hacia el sur como lo es el Shouf. Mientras que en la provincia o distrito de Aley, cuya capital es la ciudad del mismo nombre, es la localidad más populosa de los drusos del Líbano, cuya población es de 75% de drusos, además de ser la ciudad más grande de la Montaña de la cadena del Monte Líbano. Junto a ella están los pueblos drusos de Aaramoun, Abay, Ain Ksoub, Ain Dara, Aitet, Azzouniyeh, Aineb, Baissour, Bteter, Benay, Chanay, Chouaifet, Kfar Mata, Nabaa Safa, Rasmaiya, Shemlan Souk El Gharb, entre muchos otros.

Además en el Centro del país, y continuando en el Monte Líbano se ubican las regiones druzas de Souk y el Iklim, al oeste de la ciudad de Aley y formando parte de su distrito. Al oeste de estos montes acercándose al Mar Mediterráneo está el municipio foráneo de Shouaifet, que forma hoy parte del área metropolitana del gran Beirut, pero que pertenece al distrito de Aley.

El Distrito de Shouf (Chouf), es la provincia sureña del Mohafazat Monte Líbano, que la separa el río Awalui y Besri (que nacen en las montañas de Niha) del Mohafazat de Sour ( capital Saida). El distrito del Shouf es la región histórica para los drusos del Líbano, de esta área salieron los grandes guerreros y líderes de la comunidad, que le ha valido el sobrenombre de los Indomables Druzos del Líbano, además a ellos se les debe el apodo de Shouefni o shufeni que sus coterráneos drusos sirios le han dado.

En esta región del Shouf hay decenas de pueblos, villas y aldeas druzas, que tan solo mencionaremos algunas de ellas, tales como Ain Zhalta, Beit El Din, Baaqline, Barouk, Batloun, Bakaeta, Bater, Chehim, Gharife, Jahlieh, Jbaá, Jdaideh, Khraibe Kfarhim, Maasar El Shouf, Mazraat Shouf, Moukhtara, Niha, entre otros muchos más.

Desde estas tierras han salido los famosos clanes y familias como los Jumblatt, los príncipes Maàn, los príncipes Chehab, Buhtor, los príncipes Arslán, entre otras grandes familias históricas. Y es en esta región, específicamente en el fuerte de Niha donde el Emir Qurqumaz Maàn (padre del Gran Emir Fakhreddine II Máan), donde fue acorralado y muerto en una caverna cercana a Jezzine. En esta misma área de Niha fue también acorralado el Gran Emir Fakhreddine II Maàn hasta ser hecho prisionero por los Turcos Otomanos y ser llevado como huésped de honor a Constantinopla, donde fue ejecutado.

Es de señalar que El Emir Fakhreddine II Maàn al ser capturado tras un fuerte asedio y muerte de muchos de sus hombres, incluyendo a dos de sus hijos, los turcos le prometieron perdonarle la vida y llevado a Constantinopla como Huésped de honor por el propio sultán Murad. En esa capital entran con una inmensa multitud de libaneses y turcos, a los sones de la música marcial y aplausos frenéticos del pueblo turco quien estaban viendo en persona al Gran Emir Libanés, para ser nombrado en cautiverio indirecto como Consejero del Sultán del Imperio, pero después de ciertos hechos violentos en el Monte Líbano entre los turcos y los druzos, el Sultán ordenó el fusilamiento del Gran Emir Fakhreddine,

El escritor Puget de San Pierre cuenta en su libro los momentos finales y en presencia del verdugo, Fakreddine II Maán volvió su cabeza hacia el este en gesto de desprecio a los turcos, cuya costumbre a la hora de orar, era mirar al sur, conservando una serenidad típica de su linaje, antes de que se hubiese bajado el telón. Así finalizó la vida del León del Líbano.

La capital, Beirut, se ubican varios sectores con un número importante de drusos como Ras Beirut, el Karakoun el Durus, otras áreas al oeste y al este de Beirut y algunos municipios periféricos que colindan con la Montaña, dentro y alrededor de esta capital.

En las llanuras del Valle de la Bekaa ubicada en el interior del país, entre las cordilleras del Monte Líbano y el Anti Líbano, se encuentran varias aldeas y poblaciones druzas, (específicamente hacia la región central en el distrito de Zahle y en la Bekaa Ouest), la más importante de ellas es Emreiyat, poblado que est´ña a orillas de la carretera internacional Beirut – Damasco, en la parte central de la ladera oriental del Monte Líbano que mira al valle de la Bekaa,

Más hacia el sur pero continuando en el valle está en la parte central del Monte Anti Líbano el pueblo de Yanta y sus alrededores, Bakka Heloue, Ain Arab y otros, pertenecientes todos a la parte norte de la provincia de Rachaiyah.
Más hacia el sur del Líbano se encuentra la antigua región druza del Wedi El Taìm que colinda con la vertiente occidental del Jabal el Shaikh o Monte Hermón, que hoy la conforman los municipios de Hasbaiyah (perteneciente al Mohafazat de Sur Líbano) y Rashaiyah Pertenece a Mohafazat de la Bekaa), donde viven cientos de drusos en dichas capitales, así como en sus alrededores y en las faldas del Monte Hermón, tanto del lado libanés como del lado anexado por Israel, conocidas como las libanesas Granjas de Shebaa, incluso hay núcleos cerca de la frontera israelí y Siria de esta región compartida entre tres naciones.

En este país los druzos libaneses tienen un Centro Druzo que es Bait El Taif El Dirzi (La Casa de la Fe Druza), situado en Beirut, que es un gran edificio comparado a un moderno palacio, la cual cuenta con salones de recepción, reuniones, festejos y de fiesta, bibliotecas, habitaciones, comedores, etc., el cual es el punto focal de sus intereses religiosos, culturales y sociales del país de Los Cedros, siendo la sede oficial del Shaij Al Akl libanés.
También Líbano cuenta con numerosas instituciones tales como un Orfanato como lo es el Bait el Yatim el Dirzi además de un Hogar para ancianos, ambos ubicados en el pueblo de Abay, además de Casas de Cuidados de Niños y Adolescentes Huerfanos manejadosa por instituciones o personas privadas, cuenta con un número de escuelas seglares y religiosas, sociedades, clubes y Jaliyes tanto en Beirut como en numerosas comunidades, siendo las más importantes y las más grandes las de Salima, Aley, Ras El Maten, Karnayil, Barouk, Baaqline, Moukhtara, Shouaifet, entre muchos otros.

Los druzos en diferentes épocas han construido numerosas edificaciones como castillos y fortalezas, sobresaliendo los castillos de los Abou El Lamah en Salima, Arsoun, Ras El Maten y Bikfaiyah, los castillos construidos por los Maán en Baaqline, Beirut, Saida y otros sitios en el Shouf, los Palacios y palacetes construidos por los Chehab en Rashaiyah, Deir El Kamar, Beitediine, la fortaleza en Niha, entre otros, El palacio de la familia Jumblatt en Moukhtara, así como de los Arslan en la región de Aley y en la localidad costera de Khalde al sur de Beirut.

La más espectacular de todas estas construcciones druzas es el Castillo de Beiteddine (Beit El Ddin o la Casa de la Religión), también conocido como el Palacio de Los Emires, ya que desde ella gobernaron el Emir Bachir II Chehab, así como su hijo Bachir III, antes de caer el gobierno de los emires drusos en el Líbano (1860). Este espléndido y espectacular palacio está ubicado en la región del Shouf. a 17 Km. de Beirut, a 850 metros de altitud. Este complejo palaciego, construido por el emir Bechir II Chehab que gobernó el Monte Líbano durante cerca de medio siglo, constituye el ejemplo típico de la arquitectura libanesa del siglo XIX. Su construcción se prolongó por más de treinta años.
Fue construido durante el reino de Emir Bechir II Chehab, que duró unos treinta años, es una de las mayores atracciones del Líbano. Las imponentes puertas de mármol, el típico bacón "mandaloun" y los coloridos ventanales son típicos del periodo. El palacio en si está conformado por un inmenso patio, espléndidas fuentes de piedra ocre y arcadas absolutamente geométricas, además de sus numerosos salones, habitaciones, cuartos para rezar, capilla y varios baños con sus tinas, bañeras y pequeñas piscinas, todo bajo un hermoso estilo libanés de la época.
Recientemente, Beiteddine volvió a ser la residencia estival del presidente de la república, igualmente, el palacio es el encuentro anual de festivales culturales para actores de fama nacional e internacional.
El otro palacio digno de mencionar es el Palacio de los Jumblatt ubicado en el Mouktara, otra muestra de la esplendida arquitectura libanesa del siglo XIX, dotado de varios pisos, sotanos, salones, habitaciones, cuarto de meditación, biblioteca, salas de visita y reuniones, incluso tiene un pequeño templo en sus jardines, usado cuando Kamal Jumblatt estaba vivo, para su rezo y meditación.
Los otros castillos y fortalezas druzas que existen en el país construidos hace ya más de 200 años, debe mencionarse el hermoso Castillo de Salima, construido en el año de 1684, que ha pesar de los embates de la guerra civil aun se mantiene, igualmente los Castillos de Bikfaiyah, de Ras El Maten y de Arsoun esta última en ruinas, todas ellas pertenecientes a los Emires drusos Abou El Lamah, quienes se convirtieron al cristianismo a mediados del siglo XIX.

El Castillo de Salima con estilo de la época, hecha de pura piedra, conformado por dos edificios que rodean a un patio central con una fuente y jardines a su alrededor, ambos edificios se unen en uno de sus costados y son de varios pisos, donde se ubican los salones, habitaciones, cocinas y baños, en sus sótanos hay celdas y varias criptas de monjes cristianos, cuando el castillo fue adquirido por los maronitas en el siglo XIX.
La Comunidad Druza libanesa cuentan con líderes religiosos que conforman el Consejo de Sabios o de Ancianos, acloplados por un Shaikh el Aql, jefe supremo de la en el país, con sede en Bait El Taif El Dirzi en Beirut, pero actualmente por razones políticas existe un segundo Shaikh El Aql, aunque la gran mayoría de los libaneses solo creen en uno, todo ello con el apoyo del Concejo Religioso o Corte Druza que han desarrollado desde hace décadas la Ley Personal Druza que se ha adoptado en otros países como Siria, Israel y Jordania a partir de los años sesenta.

Igualmente han establecido Cortes Religiosas con “Estatus de Leyes Personales” aplicado aprobado y en ejecución desde el año de 1948, estas cortes se encuentran en seis regiones del país: Beirut, el Distrito de Baabda, Distrito de El Maten, de Aley, del Shouf, el de Rashaiyah y el de Hasbaiyah. También cuentan con una Corte de Apelaciones en Beirut. Además cuentan con varios centros, clínicos y dos (2) importantes hospitales, varios institutos universitarios, una universidad y varias emisoras de radio.
Cabe reseñar que en el Líbano, Aley es la ciudad druza más populosa y más importante de la montaña (de todo el Monte Líbano) superando en habitantes a cualquier otra de esta región tales como Baabda, Bhamdoun, Beit Mery, Bikfaiyah, y sólo es superado en el país por Beirut (la capital), Trípoli, Saida y Tiro.
Además de sus instituciones, cuenta con semanarios, periódicos, revistas, emisoras de radio, y la comunidad en general, en su mayoría independiente, libre y democrática, se alinean en dos grandes bloques políticos, los Jumblattis y en menor cuantía los Yasbakis. Por esta razón existen dos grandes partidos nacionales, uno más popular que el otro, el socialdemócrata Partido Progresista Socialista Libanés (Takadumi Eshtiraki), presidido por el líder Walid Jumblatt y el Partido Democrático Libanés (de tendencia Liberal) liderado por Talal Arslán (considerado un político yasbaki moderado), Otras personalidades políticas se cuentan a Maruan Hemade (de la corriente Yumblatti), el diputado Ghazi Aridi (de la corriente Yumblatti), el diputado Akram Chehayeb. También hay otros políticos independientes o menos populares que hacen vida activa en el país como los lideres de la familia Al Aouar de qarneyil (El Maten) que a pesar de ser de esa región son una pequeña minoría, o Wi`am Wahab, un tozudo político enemigo de los Yumblatt.

Además de estos políticos mencionados, hay otras afamadas personalidades además de diputados, ministros, concejales, alcaldes, prefectos, jefes de municipios, que hacen vida activa tanto en Beirut, como en Aley y en otras ciudades y pueblos drusos del país. A ellos debemos sumarles a los artistas, cantantes escultores profesores y médicos que con sus esfuerzos contribuyen con la nación.

Igualmente hay diplomáticos drusos que son cónsules o embajadores del Líbano ante varios países del mundo, así como afamados, decanos y rectores universitarios, directores de hospitales, defensores de los derechos humanos y defensores de los derechos internacionales, tal como lo es el Dr. Shafic El Masri, además de periodistas, escritores, poetas y pare de contar.

En líneas generales, la Comunidad Druza del Líbano, es una de las más activas, libres y democráticas del Mundo Druzo en el Medio Oriente árabe e islamico, esto no lo hace ser menos religiosa, ya que cuenta con un sin numero de santos, vírgenes e iluminados en todos los rincones del país, que junto con sus instituciones de educación religiosa, escuelas y colegios seglares, tanto básico, secundario y universitario, la hace ser una de las comunidades más pujantes de la región.

No podemos dejar de mencionar a otro miembro de la familia El Masri como el Jefe del Estado Mayor, General de División Shauki Raouf El Masri, quien recientemente fue nombrado como Comandante en Jefe del Ejército (E) del Líbano, cargo que pertenecía al actual Presidente Libanés, Michel Slaimen, hasta que se nombre a un nuevo Comandante, que según lo establece el Acuerdo Nacional Libanés, debe ser un cristiano maronita, en pocas palabras, es la primera vez en la historia de este país que un oficial druso de alto rango ocupa esta alta investidura.

El General de División Shauki El Masri es el onceavo druzo que llega a ser Jefe del Estado Mayor desde la Independencia del Líbano (específicamente a partir de Agosto de 1945), otros 10 oficiales druzos de alto rango han ocupado tal distinción, por lo que se puede mencionar a continuación en el siguiente cuadro.
Finalmente, cabe señalar que la comunidad druza libanesa cuenta con ilustres religiosos, santos y venerables, cuyas tumbas o Makam y Centros se encuentran repartidos en la geografía del país, tales como el emir assayid Yamal Ebdalla Abadía Al Tanukhi mejor conocido como Sayid Abdalah , también su hijo Abdel Jelik ambos con su makam en el pueblo de Abay, Nabi Ayoub en Niha, la tumba de Baha Eddin (Makem el Sharif), los discípulos venerados como al-Mir Jamaluddin Abdalah at-Tanukhi (1417-1479), el shaikh Zaynuddin Abdalad Taqiyyuddin (fallecido en 1528), el Shaikh al-Fadel muhammad abu Hilal (1579-1640), mejor conocido como Nabi Hilal , donde vivió la mayor parte de su vida en las cercanías de la aldea de Kawkaba, cerca de Rashaiyah, metido en una caverna a los pies de una montaña conocida como Monte Hermón y al cual esta montaña conocida en árabe como Yabal El Shaikh debe su nombre en su honor, Sit Sara, Sit Shaoueni cerca de Zahle, la princesa druza venerada, Sit Em Slaimen quien vivió y murió en Salima el 15 de agosto de 1954, Shaikh Melhim El Masri en Jaluet (El Maten), fallecido en el siglo XX, Shaikh Abou Hassan Aref, quien falleció humildemente en el lecho de su hogar, a la edad de 103 años, en el pueblo del Baruk de la región del Shouf Líbano, el 26 de Noviembre de 2006, entre muchos otros.
En una PRÓXIMA ENTREGA, Los Druzos en Siria.

Monir Afif El Masri.
Valencia - Venezuela.
14 de Febrero de 2009.




























1 comentario:

  1. اشكرك من كل قلبي على جهدك في كتابه هذا المفال و لكن عندي تعليقات لا حصر لها اولها انني لا اعرف بلد اسمه اسرائيل !!!!انا كموحد درزي اعرف فقط ان هناك فلسطين المحتله

    ResponderEliminar